Big Rigs: Over the Road Racing (PC, 2003)

Si alguna vez has visto algún ranking de los peores juegos de la historia hay una posibilidad bastante alta de que Big Rigs esté entre las primeras posiciones, y no es para menos. Con un 03.83% de media en GameRankings y un 08% en Metacritic, este juego de carreras de camiones es un producto tan escandalosamente inacabado y lleno de bugs que uno se plantea cómo es posible que llegara a vender 20.000 a su salida. Supongo que el ser humano siempre sentirá una atracción enfermiza por la mierda. ¿Pero tan malo es? Un ejemplo: En la portada, debajo del título aparece un camión desprendiendo fuego y chocando con un coche de policía en una tormenta sobre el texto “18 wheels of thunder”. De eso, lo único que coincide con el juego es que aparece un camión.

Superman 64

Uno de los peores videojuegos de la historia. Superman de la gran Nintendo 64 tiene unos graficos que serian malos en PSOne, una jugabilidad repetitívamente penos (tu mayor enemigo son aros), bugs para aburrir (podemos atravesar paredes sin romperlas) y una musiquita realmente horrible.

Os recomiendo mantenerlo muy alejado de vosotros.

Custer’s Revenge (Atari 2600)

 

Custer’s Revenge es, sin lugar a dudas, uno de los peores juegos de la historia. A pesar de que mucho no podía exigírsele a la rudimentaria consola Atari 2600, los gráficos de esta porquería eran un chiste. Basta decir que cuando el personaje se movía, dejaba una estela de colores, como si estuviese perdiendo piel al caminar. Ni hablar de la jugabilidad, que se centraba en ir de una punta a la otra de la pantalla esquivando flechas que caían desde la parte superior derecha para acceder carnalmente a una indefensa nativa. ¡Pero esas flechas desaparecían misteriosamente varios centímetros antes de llegar al personaje, por lo que era imposible saber cuándo impactaban!

Bikini Karate Babes

Con un título tan bizarro como Bikini Karate Babes, ¿Qué podemos esperar? Pues un juego igualmente bizarro, donde todo el atractivo pasa por mostrar a niñas en bañadores, peleando al más puro estilo street fighter, salvando las enormes diferencias.

¡Qué pasa neng! (PS2)

Os dejo un juego que podria entrar perfectamente en la categoría de peor música. En el encarnamos al Neng de Castefa en una serie de absurdos y aburridos minijuegos y una calidad tecnica realmente lamentable. De los peores juegos de PS2.